viernes, noviembre 07, 2008

Los argentinos contra el mundo

Las protestas de los argentinos contra el desmantelamiento de los planes de pensiones privados parecen un contrapunto en el normal devenir de este tipo de cosas. Lo habitual es ver que los ciudadanos exijan a sus gobernantes nuevos privilegios aunque conlleven recortar su libertad

En el Herminio´s sonaba un solo de Gene Krupa. En la mesa de al lado había una morena muy bonita; chaqueta encima de un “palabra de honor”, mirada vidriosa y boca pequeña. A Edd “el bellota” le recordaba a Kirchner y le sirvió para sacarla a colación.

- Esa tía, la de al lado…
- la he visto nada más llegar, Edd, y si que está buena, sí…
- ¿No te recuerda a Kirchner?
- Estás obsesionado con Kirchner, tío, creo que la haces demasiados homenajes en el cuarto de baño
- Es que tiene cojones. Lo de esa tipa tiene muchos cojones. La primera política que escandaliza a sus “súbditos” nacionalizando las pensiones…
¿Qué se supone que debe pensar un europeo?

Y no le falta razón. Las protestas de los argentinos contra el desmantelamiento de los planes de pensiones privados parecen un contrapunto en el normal devenir de este tipo de cosas. Lo habitual es ver que los ciudadanos exijan a sus gobernantes nuevos privilegios aunque conlleven recortar su libertad. ¿Quién quiere autonomía individual cuando el estado te garantiza la felicidad?

En un momento donde los empresarios piden “paréntesis” en el mercado para que el gobierno les saque las castañas del fuego, los liberales reniegan de sí mismos y Henry Paulson se erige como monarca absoluto v2.0, llegan los argentinos y reivindican la propiedad privada. Que no les quiten el dinero que llevan ahorrando toda la vida para su jubilación. Que si Kirchner necesita pasta, recorte el gasto social o se pluriemplee pero a robar se puede ir a Sierra Morena, España, donde el latrocinio está mejor visto.

- Debe ser eso a lo que se refieren cuando hablan de sociedades avanzadas, supongo
- Pues sí, Fonseca, oye ¿tú crees que si me presento así delante de la morena y la ofrezco fuego…?
- Igual te sonríe y con eso ya tendrías una imagen bonita para recordar hoy antes de acostarte
- A mi edad (indefinida) ya no se hacen
esas cosas
- Desde luego, a tus años uno ya ha perdido la memoria

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Cuidado con el laísmo.

Miguel A. dijo...

La verdad es que es una situación rara. Por defender, hasta Recarte ha defendido la nacionalización de la banca.

Un saludo

Anónimo dijo...

Lo que me temía. A la manifestación fueron tantos como los payasos que iban a manifestarse por lo de Forum-Afinsa.

Una auténtica revuelta liberal, una revolución naranja la vivida en Argentina, sí señor.

Al menos ofreces lo que prometes: risa