martes, febrero 26, 2008

...Y la cuadriga de Zapatero descarriló

El debate Rajoy-Zapatero fue un ejercicio de dialéctica tan brillante como vacía. Sin embargo hubo un claro perdedor, Zapatero, quien finalmente recurrió a hacer guiños cinematográficos para destacar sobre el adversario.

Dos coches
circulan a toda ostia por una misma carretera, en el mismo carril pero cada uno con un sentido distinto, a punto de chocarse. Eso ha sido el debate de Zapatero y Rajoy. Los dos han recitado sus tesis, su más-de-lo-mismo… pero a toda hostia. Con toda la potencia que ofrecen lo mejorcito de los asesores de comunicación de España. Jamás se ha visto a los dos políticos tan agresivos. Fue todo un ejercicio de retórica deslumbrante por ambas partes. Pullas dolorosas en todos los sentidos. La imagen que me venía a la cabeza mientras veía el debate en el Black Rose, con todos mis compañeros de partido al lado, era la de la escena de la carrera de cuádrigas de Ben-Hur. Dialéctica vacía, por supuesto. Porque, a diferencia del duelo Solbes-Pizarro, aquí nadie ha dicho nada nuevo. De hecho, en algún momento, Zapatero llegó a remontarse a los tiempos de Alianza Popular o el gobierno de Aznar para atacar a un Rajoy que finalmente, le apuntó “¡Oiga, que yo todavía no he sido presidente, no me compare con otros, que no tiene nada que ver!”

Más que un debate, ha sido una síntesis de los discursos que han ido afrontando PP y PSOE a lo largo de estos cuatro años. Y, precisamente, de eso es de lo que se han hecho eco todos los periódicos (exceptuando Público, que obviamente ha hecho la típica chupada de polla al gobierno, que es lo que les mola).

Sin embargo, hubo un momento en el que finalmente, ganó Rajoy. Me refiero al discurso final. Sus palabras fueron emotivas. Tal vez demasiado poco sutil. Pero acabó con un simple “Buenas noches y gracias” y cedió el turno de palabra a Zapatero que se hizo la picha un lío y después de titubear alguna vez, terminó con un horrible “Buenas noches, y buena suerte” al más puro estilo George Clooney en la película homónima.

No me gustaría ser la nuca de Zapatero segundos después del debate. Me imagino la ronda de collejas que se habrá llevado por parte de sus asesores de imagen “¡Con lo bien que ibas y ahora la cagas!”, “¡Gilipollas!”, “¿Porqué no terminaste mejor diciendo “buenas noches y que la fuerza os acompañe?”. Fue una forma totalmente estúpida de, en el último momento, romper las riendas de la cuadriga y descarrilarse de mala manera.

15 comentarios:

Eureka dijo...

Es la guinda al pastel de debate que hizo Zeta, la frasecita peliculera, es un perfecto resumen.

José Mateos dijo...

Quién fue el desgraciado que escribió el discurso de la niña?

José Mateos dijo...

Por cierto, que menos sobre el discurso final de Rajoy tienes toda la razón.

Anónimo dijo...

¿Por qué no te suicidas de una puta vez para ver si llamas la atención de verdad?

Lanarch dijo...

Anónimo: gilipollas.

Fonseca: ¿O sea que PZ la cagó por darle un toque semifriki?

Y si dice lo de la Fuerza yo creo que se gana a unos cuantos XD

Aclaración: yo no he visto el debate (debo de ser el único en el mundo...), pero en el 90% de los sitios que he leído (y no todos antros de rojos, precisamente) lo de la niña oscila entre la leve reprobación y el choteo más o menos descarado. Eres el primero que veo al que le ha molado XD

Bardo Loco dijo...

Pues a mí lo de la niña me pareció demagogia indecorosamente obvia y barata. Dijo algo que podrían haber pronunciado ambos candidatos: "queremos una niña que se sienta española, que tenga vivienda, trabajo y hable idiomas". Pues qué quieres que te diga, lo más jugoso que le saqué al discursito final fue el salivazo que salió proyectado de la boca de Mariano.

Por lo demás fue un debate insustancial por parte de ambos aspirantes, más concentrados en descalificar al otro que a mostrar sus respectivos programas.

Lanarch dijo...

Juas, acabo de leer lo de la niña XD

Es glorioso; le van a sacar cantares, que diría mi abuelo XD

Bardo Loco dijo...

Por cierto, lo del "buenas noches y buena suerte" seguro que también fue cosas de sus asesores, que, por cierto, trataron de sacar de Zapatero su lado más felipista.

Fonseca dijo...

Lanarch, ante todo, muchas gracias.

"Lo de la niña" es un recurso retórico que sirve para darle carga emotiva. Personalizar el mensaje. Bien es cierto que lo hizo se una forma muy poco elegante, que sonaba demasiado demagógica. Pero es un recurso que funciona, la prueba es Sarcozy, que lo emplea que te cagas...



Fonseca

Anónimo dijo...

Lo de la niña fue de un PEDANTE que te cagas. Parecia una redaccion de instituto, aderezada con un toque bastante rancio.
Fonseca, cada vez estoy mas convencido de que lo que más te mola es llevar la contraria para diferenciarte del resto. Tambien dijiste que la letra del himno de españa le gustaba a todo el mundo (¿¿¿...???)

Lanarch dijo...

Jo, he empezado a verlo en Youtube y menudo coñazo. Me falta la tercera parte, y ya veremos si lo acabo. Y lo dice un tipo que se ve los debates sobre el estado de la nación con un bol de palomitas XD

Lanarch dijo...

Me acabo de dar cuenta de una cosa. Tú dijiste:

"terminó con un horrible “Buenas noches, y buena suerte” al más puro estilo George Clooney en la película homónima."

Y yo dije:

"¿O sea que PZ la cagó por darle un toque semifriki?"

Pero no es una frase de una película, sino una frase histórica. Lo cual dice mucho de nosotros, y no a nuestro favor...

Fonseca dijo...

Lanarch, hace poco se extrenó una peli (basada en hechos reales) que se llamaba "Buenas noches y buena suerte". Por eso lo decía.

La verdad que si dijera lo de "Buenas noches y que la fuerza os acompañe" lo que recibiría sería el voto castigo de todos los trekies de España que se lanzarían en masa a votar al PP:p


Fonseca

Pedrito clavó un clavito dijo...

La pregunta es:

¿Habrá post cuando Rajoy se meta el hostiazo de su vida el 9-M?

Juegas a caballo perdedor, cariño.

Bardo Loco dijo...

Lo de "buenas noches y buenas suerte" era la coletilla de un presentador norteamericano que tuvo sus más y sus menos con el senador McCarthy en plena caza de brujas. La película de Clooney se basó en eso. Zapatero quería usar esa frase como un ataque hacia Rajoy, comparándole con McCarthy, que veía conspiraciones allá donde mirara.